EQUILIBRIO QUÍMICO: Una guía para mantener una piscina limpia

equilibrio químico : Una guía para mantener una piscina limpia

Asegurarse de que el agua de la piscina esté bien equilibrada es esencial no solo para la salud y seguridad de los nadadores, sino que también desempeña un papel significativo en la optimización del rendimiento de su equipo de desinfección de piscinas.


Nivel de pH (7,2– 7,6)

Este es el parámetro más importante de su piscina.
Para aumentar el pH: Agregue una solución pH plus (por ejemplo, carbonato de sodio, bicarbonato de sodio)
Para reducir el pH: Agregue una solución pH menos (por ejemplo, bisulfito de sodio, ácido muriático, dióxido de carbono).

Alcalinidad total (80 – 120 mg/L)

La alcalinidad ayuda a controlar las variaciones dramáticas del pH cuando la piscina está en uso.
Para aumentar la alcalinidad: Agregue bicarbonato de sodio
Para reducir la alcalinidad: Agregue ácido muriático
Consejo: Ajuste la alcalinidad total antes del pH.

Desinfección residual – opción 1: Cloro libre (0,5 – 2 mg/L)

Producto químico de desinfección residual. Ayuda a matar gérmenes y bacterias y a prevenir el crecimiento de algas.
Para aumentar el cloro: Agregue cloro líquido, tabletas de cloro o cloro en gránulos
Para reducir el cloro: Agregue tiosulfato de sodio, peróxido de hidrógeno o agregue agua fresca.

Desinfección residual – opción 2: Peróxido de hidrógeno (50 – 100 mg/L)

Para aumentar el H2O2: Agregue una solución de peróxido de hidrógeno (32 %)
Para reducir el H2O2: Diluya agregando agua fresca.

Desinfección residual – opción 3: Bromo (3 – 4,5 mg/L)

Una mejor opción para la desinfección de spas y jacuzzis.
Para aumentar el bromo: Agregue tabletas de bromo o bromo en gránulos
Para reducir el bromo: Diluya agregando agua fresca o tiosulfato de sodio.

Turbidez (máx. 0,5 NTU)

Niveles elevados de turbidez pueden afectar la claridad del agua y la eficacia de los productos químicos y el equipo de desinfección.
Para reducir la turbidez: Revise el sistema de filtración, agregue un floculante o clarificante.

Dureza del calcio (200 – 400 mg/L)

Esto es la cantidad de calcio en el agua de su piscina. Niveles altos pueden causar depósitos, y niveles bajos pueden hacer que el agua sea corrosiva.
Para aumentar el calcio: Agregue cloruro de calcio
Para reducir el calcio: Diluya agregando agua fresca.

Ácido cianúrico (30 – 50 ppm para piscinas cloradas al aire libre)

También conocido como estabilizador de cloro, a menudo se usa en piscinas al aire libre. Ayuda a prevenir la descomposición del cloro debido a los rayos UV.
Para aumentar el ácido cianúrico: Agregue ácido cianúrico
Para reducir el ácido cianúrico: Diluya agregando agua fresca.

Sólidos disueltos totales (SDT) (máx. 1000 mg/L)

Representa la cantidad total de sustancias disueltas en el agua. Un alto SDT es una advertencia de que el equilibrio químico de la piscina no es correcto.
Para reducir el SDT: Revise el sistema de filtración, diluya agregando agua fresca.

Iones de cobre (máx. 0,3 mg/L)

Los iones de cobre actúan como desinfectante, controlando el crecimiento de bacterias y algas.
Para aumentar el cobre: Use un ionizador de cobre
Para reducir el cobre: Agregue un agente de secuestro o quelato (por ejemplo, EDTA, polifosfato de sodio).

Iones de plata (máx. 0,05 mg/L)

Los iones de plata actúan como desinfectante, controlando el crecimiento de bacterias y algas.
Para aumentar la plata: Use un ionizador de plata
Para reducir la plata: Use filtración de carbón activado o agregue un agente de quelación (por ejemplo, tiosulfato de sodio).

Fosfato (máx. 0,01 mg/L)

El fosfato está naturalmente presente en el agua, pero niveles altos favorecen el crecimiento de algas.
Para reducir el fosfato: Revise el equilibrio químico para evitar el crecimiento de algas. Si todo está en orden pero el nivel de fosfato sigue siendo alto, use un eliminador de fosfato.

Sulfato (máx. 360 mg/L)

Niveles altos de sulfato pueden provocar la corrosión del equipo y la erosión del mortero de cemento. En la medida de lo posible, evite el uso de productos químicos a base de sulfato.
Para reducir el sulfato: Diluya agregando agua fresca.


Mejorar su experiencia en la piscina va más allá de mantener el equilibrio químico. Un sistema de circulación de agua bien diseñado y una instalación de filtración eficiente son igualmente cruciales. La duración de funcionamiento del filtro varía según el tamaño de la piscina y la potencia de la bomba. Para obtener pautas precisas, le recomendamos encarecidamente consultar las instrucciones del fabricante.

Para descargar la versión en PDF, haga clic aquí.